Los días del 20 al 25 de noviembre se dio inicio al congreso de espiritualidad de los Carmelitas Descalzos en la ciudad de Lima. El título de este encuentro fue “Actualidad e influjo de Santa Teresa del Niño Jesús en la Iglesia sinodal”. Se reunieron hermanos (as) de diferentes países como Ecuador, Colombia, Brasil, Chile, República Dominicana, Costa Rica, El Salvador, México, Argentina, entre frailes, monjas, seglares, laicos carmelitas e institutos religiosos afiliados a la familia de la orden.

La apertura del congreso estuvo a cargo de Fray Martín Martínez, definidor General para América Latina, luego de sus palabras se dio paso a la primera ponencia por el Padre Jean Marie, del Instituto Notre Dame de Vie, con el tema “Noche de la fe y pasión del amor. Teresa de Lisieux actualizadora del mensaje de San Juan de la Cruz”. El día martes Monseñor Ángel Zapata OCD con el tema “Camino a la Iglesia Sinodal”, para luego dar paso a la ponencia de Fray Milton Moulthon OCD con el tema “Santa Teresa de Lisieux y la Iglesia sinodal”. Por la tarde todas las circunscripciones compartieron la “impronta de Teresa de Lisieux en los diferentes países donde se encuentra presente la orden del Carmen.

El miércoles por la mañana se reflexionó en torno a “La influencia de la Biblia en Teresita” por el Padre Eduardo de la Serna, en la tarde se realizó un paseo guiado, por el centro histórico de la ciudad de Lima. El jueves por la mañana el Padre Hernando Álzate OCD presentó el tema “Jansenismo vs. Misericordia”, para luego proseguir con la ponencia de Hna. María Teresa Martín, del instituto Notre Dame de Vie sobre “El alcance educativo del caminito para el mundo actual”. Por la tarde el equipo del Centro de Espiritualidad de Lima dirigió el Taller “La influencia de Teresita de Lisieux en la mujer de América Latina” Terminado el taller se procedió a la ponencia de Estela Marcia Da Paz OCDS con el tema “Los sacramentos como fuente de la vida espiritual de Teresa del Niño Jesús: Un camino para nosotros hoy”. Viernes, último día de congreso con la ponencia a cargo de Fr. Emilio Haddad Trujillo OCD, titulada “El conocimiento propio y la caridad “.

Se concluyó el congreso con la Eucaristía en la comunidad de San José y el almuerzo de cierre. Fueron días de mucha riqueza espiritual centrados en la vida de nuestra querida Teresita, cómo esta santa en el día de hoy tiene mucho que decirnos, cómo alcanzar la santidad mediante el camino de la confianza, la misericordia y el abandono en las manos de Dios Padre, con su oído puesto en el evangelio y con la disposición radical de practicar con un corazón enamorado las enseñanzas de Jesús, buscando complacerlo en todo momento, todo lo que vivió para ella fue solo gracia de Dios. Desde esa pobreza de sentirse pequeña ante la magna grandeza de Dios, donde la misericordia la envolvió totalmente.

Una bella experiencia de compartir esta espiritualidad del Carmelo como una sola gran familia que somos bajo el alero de nuestros santos que siempre nos convocan y esta vez fue Teresa de Lisieux que nos encaminó hacia una Iglesia sinodal abierta, sencilla, humana que escucha, dialoga y pone siempre al centro a la Trinidad valorando lo diverso como una riqueza que nos compromete a caminar juntos, construyendo a partir de lo que somos, amando nuestra miseria porque así nos ama Dios, con todo. Con el desafío de vivir siendo testimonio de lo que hemos oído y escuchado.

Hna. Jacqueline Moraga L.cm

es_ESES
Compartir